DOMINGO VI TIEMPO ORDINARIO

En aquel tiempo, dijo Jesús a sus discípulos:
"No creáis que he venido a abolir la Ley y los Profetas: no he venido a abolir, sino a dar plenitud"
 

DOMINGO V TIEMPO ORDINARIO

"Brille así vuestra luz ante los hombres, para que vean vuestras buenas obras y den gloria a vuestro Padre que está en los cielos"

PRESENTACIÓN DEL SEÑOR

 «Ahora, Señor, según tu promesa, puedes dejar a tu siervo irse en paz. Porque mis ojos han visto a tu Salvador, a quien has presentado ante todos los pueblos: luz para alumbrar a las naciones y gloria de tu pueblo Israel».
 

DOMINGO III TIEMPO ORDINARIO

“El Domingo de la Palabra de Dios puede ser esa capacidad del pueblo de comprender la Sagrada Escritura, porque no es sólo un libro es una Palabra, es algo vivo, es algo que toca nuestra vida. Y por eso en la liturgia, en todo lo que expresa la vida de la comunidad cristiana, la Palabra de Dios es un momento de unidad, es un momento en el cual damos la fuerza necesaria para la evangelización”,

DOMINGO II TIEMPO ORDINARIO

Yo no lo conocía, pero el que me envió a bautizar con agua me dijo:
“Aquel sobre quien veas bajar el Espíritu y posarse sobre él, ese es el que bautiza con Espíritu Santo”.
 

BAUTISMO DEL SEÑOR

Y vino una voz de los cielos que decía:
«Este es mi Hijo amado, en quien me complazco»
 

EPIFANIA DEL SEÑOR

 Entraron en la casa, vieron al niño con Maria, su madre, y cayendo de rodillas lo adoraron; después, abriendo sus cofres, le ofrecieron regalos: oro, incienso y mirra.

DOMINGO II DE MAVIDAD

" A Dios nadie lo ha visto jamás: Dios Unigénito, que está en el seno del Padre, es quien lo ha dado a conocer."

SANTA MARIA MADRE DE DIOS

"En aquel tiempo, los pastores fueron corriendo hacia Belén y encontraron a María y a José, y al niño acostado en el pesebre. Al verlo, contaron lo que se les había dicho de aquel niño."

SAGRADA FAMILIA

" A Dios nadie lo ha visto jamás: Dios Unigénito, que está en el seno del Padre, es quien lo ha dado a conocer"